Trufas de algarroba

Trufas de algarroba

Trufas… ¿No tienen -aunque sea a veces- esa extraña sensación de estar siguiendo, sin mucho sentido, una tradición, una costumbre, o lo que fuere? A mi me pasa eso con la idea esta de las trufas. Como que he perdido mi individualidad y sigo a la manada designando   cualquier bolita dulce como trufa. 

Ni hablar.  Estoy de acuerdo en que tampoco la cosa da para un planteamiento existencial: Ser o no ser una trufa, esa es la cuestión ¿Qué mas noble para la esfera  de algarroba que ser llamada trufa, o acaso sufrir la injusta fortuna de no tener un nombre propio?… No me lo veo a Hamlet en la cocina :-P… Aún cuando estas bolitas dulces  estén criminales. 

La cosa es que nunca comí una trufa, y hasta donde sé es un hongo, por lo cual dudo que sepan justamente a coco rallado y chocolate. Pero bien, dejando estas cuestiones de lado y asumiendo que le dicen trufas porque son medio redonditas, esta golosina es fácil de hacer y “demasiado” fácil de comer

Las trufas son hongos
Las trufas de verdad. El único parecido está en el color…

Para esta receta utilicé varios frutos secos: almendras, nueces y castañas; pero también puede utilizarse uno solo. La realidad es que me quedaban puchitos de cada uno en la despensa, y aproveché para darle más sabor y variedad a la receta. Los ingredientes esenciales son: fruta seca, semillas de girasol, harina de algarroba y endulzante a gusto. Básicamente se trata de procesar todo -como en la receta de la crema de castañas– y refrigerar para comenzar a armar las trufas.  

ADVERTENCIA Con estos ingredientes se imaginarán que esta recetas es superpower!!! Así que:  si estás contando calorías, a no comer hasta quedar pipón. 

Algunos tips

  • Los frutos secos deben estar remojados. Lo ideal es dejarlos en en agua fría por 8 horas, así conservan los nutrientes. Pero si te decidiste a último momento se pueden remojar por una hora, en agua hirviendo; aunque no es lo mismo.
  • Como endulzante yo prefiero el dátil remojado, porque además es pegajoso y le da mayor cohesión a la masa; pero los higos secos: negros o blancos también funcionan muy bien.
  • Si querés endulzar sólo con stevia, y la masa te está quedando muy seca, podés agregar apenas un chorrito de leche vegetal, para darle un poquito más de gomosidad. Pero no hay que pasarse.
Frutos secos, semillas de girasol, dátiles y harina de algarroba.
Frutos secos, semillas de girasol, dátiles y harina de algarroba.

¿Y el coco teñido?

Creo que les he contado que evito todo lo que puedo los colorantes artificiales, así que intento buscar alternativas. El rosa lo hice mojando el coco rallado en agua del hervor de remolachas. No es complicado..

  • Mojar el coco con el agua teñida
  • Una vez que haya tomado color secarlo con cualquiera de estos dos métodos:  1) usando una sartén sobre un difusor e ir removiendo para que no se queme. 2) en el horno unos 5 minutos a fuego muy bajo, sobre papel manteca. 

Se pueden ir inventando distintos colores

  • naranja: agua con cúrcuma y pimentón. 
  • violeta: agua de arándanos
  • rojo: agua de frutillas con pizca de pimentón
  • azul: se hace con repollo morado. Para este color tan exótico – y otros– en la cocina hay varias recetas, pero están en inglés.  Si queremos un sabor más bien dulzón en la tintura,  una opción es colocar un poco de azúcar impalpable en el agua, una vez que esté fría.  

Trufas de algarroba
Escribe una reseña
Imprimir
Ingredientes
  1. 200 gr de semillas de girasol remojadas
  2. 10 o 15 dátiles remojados
  3. 100 gr de frutos secos (nuez, almendras, castañas, maníes o avellanas)
  4. 100 gr de harina de algarroba
Instrucciones
  1. Dejar en remojo los frutos secos, las semillas y los dátiles por 8 horas
  2. Procesar todos los ingredientes del remojo. Añadir primero los dátiles, luego las semillas y por último los frutos secos
  3. Poner la pasta procesada en un bol y agregar el harina de algarroba, mezclando hasta conseguir una masa homogénea y pegajosa.
  4. Refrigerar de 15 a 20 minutos
  5. Hacer bolitas con la mano, de aproximadamente 2,5 centímetros de diámetro, y pasarlas por el coco rallado ya teñido.
Cocina Verde Pasión http://cocinaverdepasion.com.ar/
¡A disfrutar de las trufas que no son trufas, sino bolitas de algarroba!

Dejá un comentario